Simulacro y manipulación.

Parte 1 – PRESENTACION DEL PROYECTO
Continuando el desarrollo iniciado en el Nivel 4 de Proyectual sobre la manipulación de la información en los medios de comunicación a través de técnicas de trucaje y retoque, propongo producir para el Nivel 5 una serie de fotografías en formato grande, simulando una situación particular en la cual toda la escena haya sido previamente planeada y estudiada, generando un interrogante sobre la veracidad del hecho y de la imagen.
A diferencia del los trabajos anteriores, en este nivel planteo el mecanismo manipulatorio durante la gestación misma de la obra y no en una etapa de postproducción.
El término manipular proviene del latín manipŭlus, cuyas raíces manus (mano) y plere, pleo (llenar) implican “lo que contiene o se lleva en la mano, manojo”. Corresponde también al termino utilizado por el ejército romano para denominar a la legión manipular, una compañia estructurada en unidades de 120 hombres llamadas manípulos y basada parcialmente en el sistema de clases sociales, edad y experiencia militar de los soldados.
Según la Real Academia Española manipular significa “operar con las manos o con cualquier instrumento; trabajar demasiado algo, sobarlo, manosearlo; intervenir con medios hábiles y, a veces, arteros, en la política, en el mercado, en la información, etc., con distorsión de la verdad o la justicia, y al servicio de intereses particulares; o manejar alguien los negocios a su modo, o mezclarse en los ajenos.”

Antiguamente, el término fue utilizado en ámbitos relacionados a la experimentación física, química y mecánica, pero en la actualidad se ha trasladado su significado hacia áreas antropológicas y sociales. Como sostiene Mauricio Pilleux  “(…) este desliz lingüístico del vocablo nos permite hablar ahora no sólo del hombre como sujeto manipulador sino también del hombre como objeto manipulado, como término de la acción manipuladora. (…) En la relación manipuladora se transmite un mensaje a un receptor de tal forma que se consigue que éste lo viva como suyo, sin provocar sospechas. La relación manipuladora se sirve de múltiples canales transportadores del influjo -desde un sistema educativo, a un aparato de T.V., la propaganda, la repetición, etc.-, para tratar a los individuos como cosas, privarlos de su capacidad de creación y someterlos, en fin, al arbitrio del manipulador. La operación manipuladora habitual se ha potenciado por la tecnología; en efecto, podemos servirnos de instrumentos técnicos mucho más poderosos que hace un siglo atrás para condicionar el comportamiento de otros hombres y esconder el origen de este influjo a la conciencia de los interesados(…).”

La manipulación como mecanismo es utilizada para distorsionar la capacidad reflexiva del otro.  Los ejemplos actuales mas característicos los encontramos en ámbitos tan disímiles como culturales, tecnológicos, económicos, políticos, medicinales y artísticos. Especialmente en los medios de comunicación de masas, como es el caso de la falsa toma de la Plaza Verde de Trípoli y también en las técnicas psicológicas y psiquiátricas de condicionamiento del comportamiento, asociadas a la toma de control de decisiones de un individuo o grupo mediante técnicas de persuación o de presión psicológica.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s